simadridnofabricamadridnonobebeDesde el Sindicato de Estudiantes apoyamos la lucha de los trabajadores de Coca-Cola, que una vez más, siguiendo el ejemplo de la lucha de la limpieza viaria y jardinería o de la Marea Blanca en Madrid, están demostrando que la lucha es el único camino para derrotar los planes de la patronal. Tras la última propuesta de Iberian Partners, que es la empresa embotelladora responsable del cierre, los trabajadores han dado un nuevo ejemplo de dignidad al rechazar esta propuesta que suponía el cierre de las plantas de Alicante, Palma de Mallorca, Fuenlabrada y Asturias, continuando en huelga indefinida. Sin duda, esta lucha se puede ganar extendiéndola al conjunto de la clase trabajadora. Por ello, desde el Sindicato de Estudiantes secundamos el llamamiento a no consumir Coca-Cola que han hecho los trabajadores de la empresa y animamos a toda la clase trabajadora del Estado Español a participar en las próximas movilizaciones contra el cierre.

Reproducimos a continuación la entrevista publicada en www.elmilitante.net a José Vicente Salinas, presidente del comité de empresa de la factoría de Alicante, por UGT.

El Militante.— ¿Cuáles son vuestras reivindicaciones?

José Vicente Salinas.— Estamos luchando en contra del cierre de las cuatro plantas a nivel nacional. El cierre de Alicante afectaría a 111 trabajadores despedidos y a 49 recolocados fuera de la provincia. Además de todos los empleos que se perderían de empresas externas y subcontratas. Pedimos el apoyo de toda la ciudadanía alicantina y que Coca-Cola Iberia Partner retire el ERE. Aquí en Alicante el tejido industrial que tenemos está desapareciendo poco a poco, se cerró Altadis y otras fábricas importantes, Alcoa también está sufriendo deslocalizaciones y un ERE, sólo quedan empresas de servicios para trabajar en la hostelería.

EM.— ¿Cuántos trabajadores están afectados?¿Qué argumentan para cerrar esas cuatro plantas?

JVS.— Unos 1.200 en total, 300 de ellos por recolocaciones en otras ciudades y el resto entre prejubilaciones y despidos. La empresa alega motivos de reestructuración. No tienen motivos económicos, por ganar más dinero quieren cerrar cuatro plantas en España.

EM.— ¿Cómo afectará el ERE a los trabajadores del resto de factorías?

JVS.— Ahora no están afectados, pero en un futuro… no lo sabemos. En la memoria del ERE han calculado que podrían trabajar sólo con tres fábricas en toda España, de las once que hay en la actualidad, es decir aún podrían cerrar cuatro más en el futuro.

EM.— ¿Cuáles son las medidas que vais a tomar? ¿Tenéis prevista alguna movilización conjunta con el resto de factorías?

JVS.— Tenemos un calendario de manifestaciones y movilizaciones, además de recabar el apoyo de todos los trabajadores. Realizaremos una manifestación desde la fábrica hasta el paseo de la Muntanyeta, también nos concentraremos en Madrid frente a la sede central de la empresa. Y lo más importe: la huelga indefinida. A nivel estatal hemos planteado paros las dos próximas semanas, martes y jueves dos horas a principio de cada turno. A partir de la tercera semana los paros serán de ocho horas. Con la planta de Asturias y Fuenlabrada, nos concentraremos en Madrid el 7 de febrero.

EM.— ¿Cómo han afectado las medidas del gobierno del PP en este conflicto?

JVS.— Con la antigua normativa laboral este ERE sería inviable totalmente porque no hay motivos económicos para justificarlo. Antes de la reforma laboral sería ilegal, no podrían siquiera plantearlo.

EM.— ¿Qué opinas sobre otras movilizaciones que han tenido éxito, como la lucha de los trabajadores de la sanidad madrileña o de los trabajadores de la limpieza?

JVS.— Es el único camino que nos ha dejado el gobierno para poder intentar solucionar los problemas de los trabajadores. Manifestarnos y protestar. En cuanto a los trabajadores y sindicatos de la basura nos han mostrado su apoyo.

Nueva fecha del sorteo: 21 noviembre

IMG 20200328 135652

Debido a la crisis del coronavirus, aplazamos el sorteo de nuestra rifa al sábado 21 de noviembre
¡Escríbenos y compra tu papeleta para apoyar nuestra lucha!