Sindicato de Estudantes Galiza

¡Nuestros derechos se defienden con la lucha!

Hace menos de dos semanas la Xunta de Galicia del Partido Popular, tras la reunión de las CCAA con el Ministerio de Educación, anunciaba la vuelta voluntaria a las aulas para los estudiantes de 2º de Bachillerato y de 2º de Ciclos de Formación Profesional a partir del día 25 de mayo.

Esta asistencia voluntaria –con la excusa de la preparación de la EBAU– encubría el intento por parte de las administraciones centrales y autonómicas de introducir la idea de que es posible volver a la “normalidad” de forma inmediata. No tienen tiempo que perder. Por eso han convocado rápidamente elecciones autonómicas para el 12 de julio y por eso también plantearon que es totalmente viable que los y las estudiantes regresen a las aulas. Nada más lejos de la realidad.

¡Basta ya de ataques a la educación pública! ¡Firma y difunde!

Hace escasos días (B.O.P.A. del 18 de  Mayo)  los y las aspirantes a realizar las pruebas de certificación de idiomas de las Escuelas Oficiales de Idiomas en Asturias recibían la noticia de que se suprimía la convocatoria extraordinaria de las pruebas de certificación. Esto supone un nuevo ataque a la educación pública y a quienes  necesitamos estas certificaciones (A1, B1, B2 y C1) para acceder a otros exámenes de oposiciones, tener más opciones de encontrar un puesto de trabajo digno, etc. En definitiva un ataque a los estudiantes de familias trabajadoras, que somos quienes estamos matriculados en la EOI porque no podemos permitirnos presentarnos a estos exámenes a través de las tasas prohibitivas de las Universidades Privadas.

¡Por un plan de rescate de la educación pública!

La vuelta a las aulas que pretendía imponer el Gobierno Vasco ha sido un auténtico fracaso gracias a la presión y organización que hemos ejercido los estudiantes – llamando a la huelga general estudiantil - junto con la oposición de los profesores y familias. Lo dijimos y lo mantenemos ¡Con nuestra salud y nuestro futuro no se juega! Esto demuestra que, si luchamos unidos con una movilización contundente, podemos conseguir rescatar la educación pública de la situación de emergencia social a la que han llevado los continuos ataques de los Gobiernos centrales y autonómicos y los que están encima de la mesa para el curso que viene. ¡Esa es la única forma de garantizar nuestro derecho a la educación y hacerlo en condiciones de seguridad!

¡La lucha es el único camino!

Descarga aquí la comunicación del Ministerio de Educación

Hace unas horas el Ministerio de Educación y Formación Profesional reculaba en sus instrucciones del 7 de mayo que establecían que los y las estudiantes becados que renunciasen a la convocatoria de FCT este curso, deberían devolver sus becas.

 Ni chantajes ni amenazas, por unas prácticas de calidad

El jueves 7 de mayo, el Ministerio de Educación y Formación Profesional publicó un documento bajo el título “Instrucciones para la gestión de los reintegros de becas y ayudas al estudio correspondientes al curso 2019-2020”, que recoge la comunicación que muchos y muchas estudiantes de FP han conocido a través de la dirección de sus centros de estudio a través de mensajes como este:

"En reunión entre el Ministerio de Educación y Formación Profesional y las comunidades autónomas en la Comisión de Formación Profesional de la Conferencia de Educación, la Secretaria General de Formación Profesional acaba de comunicar que el alumnado que renuncie a la convocatoria de FCT, si tenía beca concedida, será causa de revocación de la misma, dado que la situación del COVID 19 no les impide titular y realizar la FCT".

¡No a la vuelta a clase! ¡Con nuestra salud y nuestro futuro no se juega!

El Gobierno Vasco ha anunciado su firme intención de reanudar las clases el 18 de mayo. Comenzarían ese día los que han denominado como “cursos sensibles”: 2º de bachillerato, 1º y 2º de FP superior y 2º de FP media y básica. Los estudiantes de 4º de la ESO, 1º de bachiller y 1º de FP de grado medio lo harían una semana después según sus planes - el 25 de mayo -. Un auténtico desastre que pone en riesgo nuestra salud. Desde Ikasle Sindikatua nos oponemos rotundamente a esta medida que es un completa irresponsabilidad.

Desde el comienzo de la pandemia y el cierre de los centros educativos, el Ministerio de Educación y el de Universidades se han negado a dar el curso por finalizado con continuos lavados de manos y medidas laxas e insuficientes, dejando a millones de estudiantes, especialmente a aquellos de familias trabajadoras, abandonados a nuestra suerte. De esta manera, las instrucciones que se han dado desde los altos despachos ministeriales a la hora de plantear los exámenes, para profesores y estudiantes, han seguido la misma línea: dejar el terreno abierto a que cada Consejería de Educación y cada universidad actúen como consideren oportuno.

¡Queremos soluciones!

Firma aquí nuestra petición 

Estudiantes de la Enseñanza para Adultos de Castilla- La Mancha queremos denunciar la gestión que están haciendo el Ministerio de Educación y la Consejería de Educación tras la cancelación de nuestros exámenes de acceso a la universidad fruto de las medidas de confinamiento por la pandemia. A pesar de que los exámenes estaban programados para los días 21 y 22 de abril, a día de hoy la administración no ha puesto ningún medio para solucionar esta situación ni nos ha dado ninguna información que nos sirva de ayuda. 

La comparecencia del ministro de Universidades,  Manuel Castells, en su rueda de prensa del 23 de abril, ha sido escandalosa. No sólo no ha dado ninguna solución y alternativa a la problemática real que sufrimos la inmensa mayoría de los y las estudiantes de universidad, sino que los que contamos con menos recursos económicos y estamos teniendo más dificultades para conectarnos a las clases online hemos sido abandonados nuevamente.

Lavándose las manos a lo Poncio Pilatos, el ministro hace como si no pasase nada y deja en manos de las facultades la decisión concreta de finalizar un curso académico que saltó por los aires a principios de marzo.

Desde el anuncio del cierre de los centros educativos, millones de estudiantes en todo el Estado hemos sufrido un completo abandono por parte de los Ministerios de Educación y Universidades y de las Consejerías respecto a qué va a pasar con nuestro curso. Por eso desde el Sindicato de Estudiantes hemos reivindicado la necesidad de que el Ministerio garantice que todas y todos los estudiantes pasamos de curso y que no se evalúe el tercer trimestre porque la realidad es que no lo estamos cursando. El pasado 15 de abril, tras una reunión con las Consejerías de Educación, la Ministra Isabel Celáa planteó que este curso la repetición será algo “excepcional”. Sin embargo estas declaraciones ambiguas, si no van acompañadas de acciones concretas, abren la puerta a los ataques de la derecha contra los estudiantes de familias trabajadoras, que no tenemos acceso a las clases online y vemos como nuestro futuro académico se está viendo perjudicado.

En la Comunidad de Madrid, el Partido Popular ya se ha desmarcado de las pautas del Gobierno defendiendo que la tercera evaluación tendrá carácter académico; lo que implica que los estudiantes puedan suspender y repetir curso. Algo a lo que se han sumado los consejeros de educación de Murcia (PP) y del Gobierno vasco (PNV), afirmando que igual que en Madrid, en estos territorios se titulará con todo aprobado en 4º de la ESO y 1º de bachillerato, y que en caso de promocionar curso se detallarán los suspensos.