¡No a la propaganda militarista y monárquica en nuestra aulas!

Durante estos últimos años, desde el Sindicato de Estudiantes hemos estado denunciando la política educativa del Partido Popular como una política “franquista”. Nos hemos movilizado contra las reválidas y la LOMCE, contra la imposición de la religión en el currículo educativo, contra los millones de euros regalados a la educación concertada, y concretamente a la Iglesia Católica y a las sectas religiosas, que a su vez esparcen su ideología machista, sexista y homófoba. Y ahora, este 2018, nos encontramos con una nueva vuelta de tuerca que continua profundizando la deriva neo franquista del PP.

Desde Libres y Combativas y el Sindicato de Estudiantes, queremos denunciar la discriminación homófoba sufrida por dos compañeras de Educación Social en la biblioteca de la Facultad de Telecomunicaciones el pasado fin de semana. La agente de seguridad que estaba de turno en ese momento, les llamó la atención por estar, según las palabras de las compañeras: "besándonos y haciendo tonterías, riéndonos, abrazándonos y dándonos besos en la cara, como cualquier pareja", les planteó: "yo respeto el amor libre y todas esas cosas... Entre hombres y hombres y entre mujeres y mujeres... Pero por respeto a los demás,  por favor no os mostréis más en público." La guardia de seguridad además argumentó que era para proteger a las compañeras por si alguien les decía algo y tras varios comentarios homófobos y ofensivos como "es que a ver si por un beso vuestro se lía aquí..." añadió "yo la orientación sexual la llevo bien, pero la de extranjeros... Yo soy más de producto español", añadiendo un ataque racista igualmente intolerable.

Rebelión en las aulas es el título de la última edición del programa Ochentame de RTVE. Emitido el jueves 1 de febrero, durante una hora retrata con fuerza y rigor las históricas movilizaciones estudiantiles del curso 86/87 y la victoria alcanzada sobre el gobierno de Felipe González. Tres meses de manifestaciones masivas, huelgas y ocupaciones de institutos, que fueron duramente reprimidas por la policía. El valor de millones de jóvenes que resistieron la represión y ganaron el apoyo de la clase obrera a sus reivindicaciones, conmocionó a la sociedad. El programa recoge ampliamente los testimonios de Juan Ignacio Ramos y Barbara Areal, militantes del Sindicato de Estudiantes, y rinde un tributo merecido a una rebelión juvenil que pasará a la historia. No te pierdas el programa y compártelo por las redes sociales.

Desde el Sindicato de Estudiantes nos sumamos a las manifestaciones del 10 de febrero contra la precariedad laboral a la que el PP nos empuja cada día a miles de jóvenes.

El PP pretende vendernos la precariedad que sufrimos cada día como creación de empleo, pero ¡qué mentira más grande! Sabemos muy bien lo que eso significa para nosotros: más prácticas esclavas no remuneradas, más contratos de 300 euros al mes por trabajar 12 horas diarias, cobrar 4 euros la hora, trabajos parciales de menos de una semana, etc. Por eso exigimos poner fin a la precariedad que nos impone este Gobierno cuando sigue recortando nuestros derechos laborales y regalando privilegios a las grandes empresas.

¡Por un futuro digno para la juventud de familias trabajadoras!

¡Basta ya de precariedad!

 

¡Basta de culpabilizar a nuestros docentes de los problemas de la educación pública!

¡Basta de excusas para precarizar sus condiciones y justificar los despidos!

El gobierno del Partido Popular sigue empeñado en sacarle brillo a su engañosa campaña por el “Pacto Educativo” para tratar de desactivar de una vez y para siempre la movilización de la Marea Verde. Esta campaña consiste en tratar de presentar este futuro “pacto” como la solución definitiva a los problemas que hoy sufre la educación. Lo increíble es que este pacto no recoge las reivindicaciones de estudiantes, padres, madres y profesores que nos hemos movilizado en defensa de la escuela pública. Es decir, que el Pacto Educativo supuestamente acabará con los problemas en la educación pública sin devolver el dinero recortado, sin reducir las ratios de alumnos por aula, sin aumentar las becas, sin sacar la religión de las aulas…. Algo que demuestra que el Pacto Educativo no es más un nombre nuevo para los planes de siempre del PP, los planes de la LOMCE, de las tasas impagables, de la elitización de la educación etc.

Traducimos el balance de los compañeros de Rättvisepartiet Socialisterna (CIT en Suecia) de la huelga estudiantil contra las deportaciones que se celebró en Suecia el pasado diciembre.

Antes de que comenzaran las vacaciones escolares en Suecia, se organizó un paro histórico contra las deportaciones de refugiados. El día 12 de diciembre, a las 12 de la mañana, miles de estudiantes de todo el país –desde Boden en el norte hasta Ystad en el sur– participaron masivamente en el paro. Al menos 50 centros en 19 ciudades y pueblos participaron, la sensación de fuerza fue abrumadora.

A continuación publicamos un artículo de Cristina Fallarás en Público sobre la financiación pública a la escuela católica para seguir educando en valores machistas de la Iglesia

Sobre la ilegalidad de las subvenciones a la educación católica por razones de discriminación de género

UNO. Cabe describir la mayor institución machista de nuestro país como aquella que prohíbe a la mujer el acceso a los puestos de poder y de gobierno. Aquella que, además, en su relato y su doctrina sitúe a la mujer por debajo del hombre, y la retrate no solo como inferior sino como responsable directa, con su acción, de todo castigo y toda desgracia que pueda sufrir la especie humana. Y lo mantenga escrito. Aquella que, además, impida a la mujer desarrollar libremente su sexualidad y alabe la virginidad frente a cualquier desarrollo. Aquella que describa a la mujer como ser al servicio del hombre. O sea, la Iglesia católica.

Jueves 25 de enero a las 10 h Concentración frente al ayuntamiento de Móstoles

Las políticas de austeridad y la supuesta ineficacia de la gestión directa  han servido de pretexto para transferir al sector privado importantes servicios públicos. Los problemas de  limpieza de los colegios  públicos en Móstoles que venimos arrastrando, al menos desde  hace cinco años, han puesto de manifiesto que la privatización no es sinónimo de eficacia, calidad y ahorro. Al contrario, durante estos años nuestros centros han estado a merced de empresas  como “Acciona Facility Services”, “Bureau Veritas”  “Cofely” y "Onet-Seralia", cuatro empresas que no han cumplido siquiera con las obligaciones técnicas de la concesión, ni antes de producirse ni ahora.

10 de mayo: Todas y todos a la huelga estudiantil

cartel 10m castellano peq 1